"Vivo enamorado de la música y vivo por la música"

José Darío Martínez, conocido musicalmente como “Chabuco”, es un cantautor colombiano nacido en Valledupar, reconocido por su particular manera de impulsar y rescatar al vallenato, reinventándolo en diferentes géneros musicales como el jazz y el bossa nova.


     En 1998 formó parte del grupo “Los Pelaos”, dándose a conocer internacionalmente como una de las voces y talentos más exponentes del folclor colombiano.


     Actualmente como solista, Chabuco innova la presentación del vallenato, apartando el sonido particular del acordeón para llevarlo a otros géneros como el bossa nova, el jazz y el flamenco, trabajo que le ha permitido compartir colaboraciones con artistas como Alejandro Sanz y Vicente García.


     La particularidad y el disfrute que marca el estilo vallenato de Chabuco, lo ha convertido en uno de los artistas célebres para presentaciones privadas de figuras como Santiago Cruz, Juanes y Andrés Cepeda.


Fotografía por: @NelaPhotoCo@F8studio.Co


¿Qué opinas, de qué modo la situación sanitaria afecta al sector musical en general? ¿Abre nuevas oportunidades?


La situación en general nos ha afectado a todos, obviamente a todos los que trabajamos en el arte de la música por aquello de las aglomeraciones, creo que todo está tratando de volver a su curso normal pero de todas maneras tenemos que esperar mucho más porque nosotros los músicos somos los que juntamos mucha gente en concierto, en eventos y eso es lo primero que está prohibido. Nos ha afectado pero por otras partes, todas las cosas digitales nos han dado la posibilidad de manifestarnos de diversas formas, haciendo conciertos online, por ejemplo.

Toda una vida dedicada a la música. Después de todo este tiempo ¿Sigues enamorado de la música? ¿Adónde te ha llevado la evolución y la madurez artística? ¿Que cosas te inspiran como músico?


Vivo enamorado de la música y vivo por la música. La música y todos los encuentros de la forma en la que he hecho que mi folclore se junte con otros folclores del mundo, ha hecho que me sienta muy contento porque es darle valor a las raíces de donde vengo. A dónde me ha llevado, no tengo cómo agradecerle a los lugares y a los artistas que tanto he admirado y que he logrado estar en sus discos con ellos y ellos en los míos, también. Entonces, la música es la madre de todas las artes. Por eso vivo agradecido y dándole todo lo que puedo para que algún día me devuelva también todo lo que me va a dar, porque la música es una energía. 

Estás haciendo bastantes lanzamientos y colaboraciones con otros artistas ¿Cuáles serían tus favoritas?


Participar con la gente que admiro es muy bueno. En lo personal, lo hago con la gente que me gusta, que admiro, para que también tenga gracia. Entre esos ha estado Sole Giménez de Presuntos Implicados en su álbum los Hombres Sensible, donde están muchos artistas que he admirado. Allí yo hago parte de ella detrás de un piano. Con Alejandro Sanz en su momento me invitó a hacer un pedazo de "No Madura el Coco" de su álbum Sirope. Después tuve la oportunidad de ir a Brasil, y de invitarlo a él a mi álbum para que cantara conmigo Ausencia. 


Con Antonio Carmona, mi hermano, que lo tuve en mi álbum De Ida y Vuelta con Marta "Delirio", también es uno de los duetos que me tiene encantado. Uno de los grandes duetos que también me gusta mucho, es con Magos Herrera y Javier Limón. Hice un dueto con un artista llanero colombiano, a quien admiro profundamente, el maestro Cholo Valderrama, me invitó a cantar una canción que él le escribió a su madre, a piano y voz y ese me encanta. Hay muchos, todos son importantes. Pero lo más importante es juntarte con gente que tú quieres y admiras.

Sabemos que próximamente vas a dar un gran concierto digital desde el Movistar Arena ¿Cómo crees que será la sensación de tocar en un espacio tan grande y tan vacío? 


Siempre que me monto en una tarima me transformo. Entonces, tocar en un espacio tan grande pero tan vacío, no me asusta, porque yo igual voy a dejar mi alma y mi corazón en la tarima para los que estarán conectados. Como y soy de todas maneras ciertamente especial, me divierto con toda la gente que trabaja conmigo. 

Desde los roadies, de toda la gente que hace el trabajo rudo para que todo nos salga bien, entonces siempre estoy riéndome desde que llego al camerino, hasta que termina mi última canción, es más, me da nostalgia cuando se termina el concierto. Cuando en la primera todavía no me quiero subir de los nervios. Pero así es la música y así es el arte. 


Yo lo que quiero de verdad, es dejar un buen show a todos los que se conecten, y aprovechar ese templo de la música, como es el Movistar Arena, el próximo 16 de octubre para hacer mi música como la hago: desde el alma y el corazón. Si lo ve una persona o un millón, de igual forma hay que dejar el corazón.


¿Hay más proyectos en los que estás trabajando actualmente? ¿Cuáles son tus planes para el año que viene?

Yo siempre estoy con proyectos. Acabo de terminar mi álbum Chabuco en la Habana, del cual ya saqué dos sencillos: Un Bolero Azul, del maestro Jorge Luis Piloto y Por Ahora, de Lulo Pérez, dos artistas grandes que admiro de esa isla. Acabo de hacer ese álbum con Cucurucho Valdés, Horacio el Negro Hernández, donde también muestro mi faceta como compositor. 


Este álbum me tiene muy contento porque tiene vallenato, que siempre tiene que ir conmigo. Yo me debía Chabuco en la Habana, porque ya habiendo hecho latin jazz en Nueva York con el maestro Kike Purizaga, con Diego Valdéz, el Negro Hernández, después ir a España con José Miguel Carmona, después ir a Brasil con Swami Jr para hacer un álbum entre Bossa nova y samba, pues me debía el de la Habana.


El otro año vienen muchas cosas. Quiero lanzar el disco muy pronto, para que sigamos alegrando corazones. Eso es lo importante.


Fotografía por: @NelaPhotoCo@F8studio.Co

5 vistas

Larrosa Music Group © 2020 a company by Grupo Larrosa OÜ - 14782058 ,Tallin, Estonia