academy move.gif

SEO. 5 tips para mejorar el tuyo como artista.

Todos sabemos que el SEO puede parecer aburrido, pero quieres que te encuentren cuando alguien escribe tu nombre, ¿verdad? En el artículo de hoy vemos cómo se puede aplicar SEO a una estrategia de marketing musical y cuáles son sus beneficios.



Estoy segura de que ninguno de vosotros se interesó por la música para convertirse en un experto en SEO. He de confesar que yo tampoco. Sin embargo, una estrategia de SEO es fundamental para cualquier músico que quiera que se escuche su música -es decir, todos los músicos-. Y más importante aún, para aquellos que ven la música en términos de marca -que deberían ser todos también- ya que el SEO es una herramienta que fortalece la visibilidad y la reputación de marca.


Pero empecemos con lo básico. Cuando hablamos de SEO, o Search Engine Optimization, nos referimos al proceso de optimizar el contenido y la estructura de un sitio web para aumentar su visibilidad en plataformas como Google. Hoy en día, el SEO es un componente clave de las estrategias de marketing para la mayor parte de las empresas. Sin embargo, cuando se trata de música, es algo que tendemos a olvidar y dejar fuera de nuestra estrategia. ¡Y eso es un graaaan fallo!



¿Por qué es importante incorporar SEO en tu estrategia como artista?

Piénsalo de esta manera: tienes tu música en las principales plataformas de streaming: Spotify, Apple Music, Amazon, etc. Sin embargo, cuando alguien escucha tu canción y trata de buscarte, no puede encontrar ninguna información sobre ti. Vamos, todo un problemón, ¿verdad? Y es que si tu contenido no aparece en su motor de búsqueda favorito, es probable que este fan potencial pase a otra cosa, a otra canción o a otro artista más fácil de encontrar. Parece una tontería, pero aquí no estamos hablando solo de un fan potencial perdido, sino de toda una red de fans. Y más importante aún, de los que podrían haber sido tus futuros oyentes.



1. Elige tu nombre.

Para intentar capitalizar el tráfico orgánico, una empresa que incorpore SEO en su estrategia normalmente crearía páginas de sitios web y las optimizaría para palabras clave relevantes relacionadas con su actividad comercial. Sin embargo, esa no es la mejor táctica si te dedicas a la música. Quiero decir, incluso si creas una página en tu sitio web con palabras clave como "mejor música nueva" o "música electrónica" para intentar atraer oyentes, competirás con gente como Justin Bieber, Selena Gómez o ACDC. Así que, siendo sincera, mejor déjalo.


Pero, sin embargo, hay una página en Google en la que todos los artistas pueden -y deben- estar: la primera página de resultados que aparece cuando buscas el nombre de su proyecto. Esa primera página de Google se convierte en una especie de tarjeta de presentación con toda la información disponible del artista. Es un punto de contacto muy importante, un lugar donde un fan potencial podría profundizar su conexión con el artista.


Hoy en día, la primera página de Google ha reemplazado a las tarjetas de visita tradicionales. Por lo tanto, los artistas deberían tener en cuenta cuáles son sus palabras clave (como su nombre de artista). Elegir las keywords adecuadas garantiza que cuando las personas busquen su nombre o cualquiera de sus canciones encuentren toda la información relacionada con el artista. La primera página de Google debe incluir el sitio web oficial del artista, los enlaces a redes sociales y por supuesto, los enlaces a las plataformas de streaming.


Lo bueno es que llegar allí es bastante fácil, incluso para los artistas que acaban de empezar. Es más, solo hay que seguir un paso (pero muy importante) que debes tener en cuenta para ser propietario del tráfico de tu marca en Google: elige un nombre único para su proyecto. Parece fácil, pero créeme, hoy en día nada es del todo nuevo. Es importante que te asegures de que no hay miles de personas compitiendo por esas palabras clave y de que exista un dominio con tu nombre artístico disponible.


Una vez llegados a este punto, tengo que confesarte que esta primera página de Google tiene un contra: no puedes tener el control directo sobre todo su contenido. Pero tranquilo, hay muchas cosas que si puedes hacer: editar tu página de Wikipedia, conseguir que muchos medios hablen positivamente de ti, aparecer en revistas digitales especializadas, blogs, etc.



2. Encuentra tus palabras clave.

Pero, ¿Y qué es una palabra clave? Una palabra clave (keyword en inglés) es una palabra que describe el contenido relevante de una página. Por ejemplo, si pones tu biografía en tu web, la palabra clave de esa página web es el tu nombre. Básicamente, es el término que la gente usa para buscarte (término de búsqueda). Las palabras clave también pueden ser una frase completa, por ejemplo [música rock para salir de fiesta].


Ahora es te toca a ti encontrar las palabras clave más apropiadas para tu tipo de contenido (tu música). Busca las palabras clave que tú, como fan de ti mismo usarías para encontrar tu música. Después de encontrar las palabras clave, úsalas en los metadatos de tu sitio web, plataformas de streaming, etc. Dicho rápidamente, mételas en cualquier parte donde tengas un hueco para escribir. ¡Ah! Y no te olvides de incluir sinónimos de las palabras clave para cubrir la variedad de términos de búsqueda que los fans probablemente usen.


¿Y solo funciona en Google?

Antes hablábamos sobre la primera página de Google como carta de presentación de un artista, pero, ¿qué hay de Spotify, Apple Music, YouTube, Instagram y TikTok? Como oyente de música reconocerás que no solo buscas a tu artistas preferidos en Google. Todas estas plataformas también tienen sus propios motores de búsqueda, utilizados por millones de fans de la música diariamente para buscar artistas, listas de reproducción y canciones.


Las plataformas de streaming son los espacios más importantes para la música, y por lo tanto también es mucho más difícil abordarlos con la perspectiva de SEO. Mientras que en Google optimizas tu web en la que tienes miles y miles de caracteres disponibles, en las plataformas de música, lo que optimizas es una canción (y, a veces, un video o una lista de reproducción) por lo que, en el mejor de los casos, solo tienes un par de líneas para trabajar. Así que... ¡A por ellas!



3. Selecciona el nombre de tu próximo single a conciencia.


¿Puede marcar la diferencia el nombre de tus canciones? Considerándolo desde una perspectiva puramente marketiniana, sí. Como ya hemos visto en anteriormente, el primer paso para cualquier optimización es seleccionar las palabras clave relevantes a las que nos gustaría apuntar. Pero, ¿cómo se emplea ese enfoque en la música?


Por supuesto, hay muchos factores independientes que influyen en la popularidad de una canción determinada, y uno de ellos es su nombre. Según un estudio de KWORB, las canciones más escuchadas en Spotify contienen en su nombre las palabras clave: love, bad, life, good, sunshine, birthday, time, heart, night, song, home, man, make, girls, feel y baby (en orden de más a menos usadas). ¡Vaya! Seguramente no será ninguna novedad para ti tampoco que la primera de la lista sea "amor". Sí, es más que evidente, pero gracias a estos datos podemos establecer un punto de referencia para apostar por palabras clave que no sean taaaaan populares. De esta forma conseguirás destacar un poco más entre la enorme cantidad de canciones disponibles con la palabra ¨love¨ en su título.



4. Apuesta por la calidad del contenido.


El contenido es el componente básico del SEO y el contenido de calidad es esencial para que tu web aparezca en la primera página de los buscadores. Por lo tanto, cuando

vayas a crear tu propio sitio web, ten en cuenta todo lo que va a aparecer en él. Aunque tu propósito final sea la música, no descuides el apartado visual, ya que juega un papel fundamental en cuanto a la optimización de tu página. Combínalo con tu biografía y curiosidades tuyas como artista. En una frase: que sea interesante tanto para los visitantes de la web como para los programas que lo rastrean. Al final estos últimos son los que van a tener la última palabra.


Además, asegúrate de vincular tu sitio web a otras páginas con buena reputación (autoridad) como blogs de música, revistas especializadas o incluso a tus propias páginas de redes sociales. Al enviar notas de prensa, incluye el enlace de tu sitio web para que los blogs de música puedan vincularlo. Este ciclo se denomina "backlinking" y garantiza que Google considere que tu sitio web es lo suficientemente "confiable" como para mostrárselo a sus usuarios.


5. Optimiza tu web.

Siempre es una buena idea asegurarse de que su sitio web esté optimizado en todos los dispositivos (responsive) como teléfonos móviles y tablets. Prueba que todos los diseños se vean correctamente en cualquier teléfono, buscador, ordenador, etc. La velocidad del sitio es otro factor importante: ¿a quién le apetece hacer clic en un enlace y que tarde años luz en cargar? Para evitar la sobrecarga de tu web y hacer que vaya como la seda es importante subir imágenes optimizadas (que no sean enormes y pesen mucho).


¡Y hasta aquí todo por hoy! Esperamos que no te duela mucho la cabeza después de este SEOrmón y que vayas corriendo a poner en práctica todo lo aprendido. Si quieres más información sobre este tema o cualquier otro, no dudes en escribirnos a través de nuestra web. ¡Nos leemos en comentarios!



gif