• cs0292

El negocio de la venta de catálogos musicales prospera y Wall Street desea entrar

El lunes 13 de enero, una de las principales compañías financieras entró en el campo de adquisiciones de catálogos musicales.

Kohlberg Kravis Roberts (KKR), con más de 230 mil millones de dólares en activos, anunció que se hizo con la mayoría del catálogo editorial de Ryan Tedder, líder de OneRepublic y escritor de obras para artistas de la talla de Adele, Beyoncé, Jonas Brothers, Steve Wonder, entre otros.


La actividad en la industria de la música, en las ultimas semanas de la mano también de Hipgnosis al adquirir parte del catálogo de Shakira han llevado que algunos de los nombres más importantes de Wall Street busquen también poseer activos musicales.


Anteriormente algunos “pesos pesados” de Wall Street se habían involucrado en el negocio musical, específicamente en 2016 con BlackRock, compañía que con 7.8 billones de dólares decidió invertir en Primary Wave y posteriormente el dinero se gastó en catálogos de nada más y nada menos que del mítico Bob Marley.


Nat Zilkga, presidente de Gibson Brands de KKR, dejó entrever que la compra de Tedder será “la primera de muchas para la firma”.


No es un secreto que 2021 será un año de giras canceladas, lo que no hace más que alimentar el deseo, o necesidad, como se quiera ver, de vender un catálogo musical. Es la nueva fiebre de 2021.

Fuente: Rolling Stone


20 vistas0 comentarios