top of page
Consulta a Wolfie.gif

Cómo llevar tu música al siguiente nivel con branding musical.

Actualizado: 21 nov 2022

Streaming, NFT, asociaciones de marcas, criptografía, estrategias de comunicación, calendario de redes sociales... Los artistas emergentes tienen que ocuparse de toda la estrategia de una manera global. Por lo tanto, los artistas deben buscar vías menos tradicionales para promocionar sus productos y establecer relaciones significativas con su público principal.


En el artículo de hoy te contamos como llevar tu música al siguiente nivel con branding musical.


La creación de una marca de artista en pleno siglo XXI requiere de una estrategia global centrada en el mundo digital. Para que una campaña de branding tenga éxito, su principal objetivo debe ser el de llegar a nuevos fans, hacer que el artista se identifique entre todos los demás, captar y fidelizar a los fans actuales y convertir a los oyentes esporádicos en fans.


Pero, ¿qué es el branding musical? ¿Y cómo puede el branding llevar a un artista al siguiente nivel?



El branding en esencia.


Una marca no es un logo, una marca no es un packaging, una marca no es una campaña de publicidad. Ni siquiera una marca es lo que tú crees que eres como tal. Una marca es lo que los demás piensan que eres. Una percepción fundamentada sobre cómo te ven, qué sentimientos despiertas en su interior y qué dicen de ti cuando tú no estás escuchando. Nada es más importante que tu marca, porque precisamente es lo que te de define y encapsula tu misma esencia. Y saber gestionar estratégicamente tu marca es branding.


Según el diccionario, "El branding de un producto es la presentación del mismo al público de forma que sea fácil de reconocer o identificar".


El branding musical abarca el mensaje general de un artista, su imagen, sus valores, sus ambiciones, su música, sus letras, sus temas, su personalidad, etc. En esencia, es lo que hace que el artista sea único y reconocible entre tantos.


Una estrategia de marketing y comunicación de éxito debe diferenciar al artista X de sus competidores y crear una experiencia coherente que genere seguidores fieles. En este artículo te contamos más en profundidad cuales son las claves que tienes que tener en cuenta para crear tu estrategia de branding.


La identidad visual se compone de todos los elementos visibles de una marca, como el nombre y el logotipo del artista, su página web y sus redes sociales. Tu marca ayuda a que tus fans empiecen a sentirse parte de una comunidad. Además, este es tu público principal que suele servir de megáfono en la esfera digital. Son devotos de tu música y de tu arte y son los que están dispuestos a comprar las entradas de tus conciertos y tu merchandising.



Las marcas en la era del streaming: la música ambiental.


En mayo de 2021, listas de reproducción de Spotify como "Peaceful Piano", "Deep Focus" y "Lo-Fi beats" contaban con aproximadamente 4,5 millones de seguidores cada una.


Gracias a esta tendencia, los productores de lo-fi están consiguiendo millones de streams. Sin embargo, hay una diferencia muy grande entre el número de oyentes mensuales y el número real de fans. Un productor casi anónimo puede tener más de 500.000 oyentes mensuales y estar incluido en listas de reproducción curadas por editores. Sin embargo, cuando entras en su Instagram, a menudo solo tienen un par de cientos o miles de seguidores, con un engagement relativamente bajo.


¿A qué se debe esto? No es tan complicado: todo se reduce a la fidelidad a la marca. Los temas de estos productores sirven como música de ambiente que la gente escucha mientras está en un café, se relaja en casa o, en definitiva, hace otra cosa mientras la escucha. No son fieles al artista en sí, sino a sus listas de reproducción perfectamente seleccionadas.



Branding = Visibilidad.


Nuestra memoria visual es una faceta extremadamente poderosa de nuestra mente. Por algo se dirá lo de una imagen vale más que mil palabras, ¿no? Cuando la gente ve a un artista, asocia imágenes específicas con él. Los visuales añaden una capa extra a la historia del artista y potencian el elemento sonoro, consolidando una canción o un artista en la mente de la gente. Un claro ejemplo de esto es el imaginario colectivo de Rosalía: motos, España, arte, flamenco, religión, semana santa, cultura, global, etc. Unos visuales interesantes pueden ayudarte a destacar entre la multitud de artistas aparentemente similares, ya que intensifican la durabilidad de de tu proyecto en la memoria de la gente que te escuche.


Hoy en día, redes sociales como Instagram y TikTok son principalmente plataformas visuales que permiten a los artistas conectar con los fans a través de una simple foto o vídeo. Que estén al alcance de todos significa que los artistas tienen que intensificar su estrategia en ellas, ya que es necesaria una identidad visual llamativa para reforzar la conexión con los fans y atraer a nuevos seguidores.



¿Cómo crear una experiencia 360 para tus fans usando las nuevas tecnologías?


  • Personalización: Utilizar plataformas como Twitch y Patreon para ofrecer contenido exclusivo a los fans de pago. De esta forma conseguirás tener otra vía de monetización alterna a tu música. También puedes crear una estrategia de mailing a través de la cual envíes correos específicos y personalizados a tu audiencia.


  • Realidad virtual: Interactuar con los fans a través de RV y colaborar con desarrolladores de videojuegos para crear un concierto virtual es una apuesta segura. Aprovecha para inspirarte con las actuaciones de Travis Scott o Ariana Grande en Fortnite y aprende las reglas del juego.


  • Realidad aumentada: crea filtros faciales específicos para artistas para Instagram, así como vídeos musicales interactivos y diseños de merchandising.


  • NFTs: Crea tokens no fungibles y coleccionables digitales certificados por los que tus mejores fans pueden pujar. Entradas de tus conciertos de por vida, diseños de merch. o canciones exclusivas son solo algunos de los ejemplos para empezar a crear NFTs.



¿Cómo puedo crear mi propia marca como artista?


La marca de un artista puede dividirse en tres etapas principales: definir, construir y comercializar su marca.


1. Define tu marca. Antes de empezar a crear de la nada, párate a pensar: ¿Quién soy? ¿Cuáles son mis referentes? ¿A dónde quiero llegar? ¿Qué quiero transmitir? ¿Cómo quiero que me vean mis fans? En base a estas preguntas, intenta definirte a ti como artista y a tu marca.


2. Construye tu marca. Utiliza tus respuestas para crear elementos "tangibles", como tu nombre artístico, tu logotipo, tu paleta de colores, tu sitio web, tus perfiles en las redes sociales, tu merchandising y tu personalidad en el escenario.


3. Comercializa tu marca. Identifica los principales canales de comercialización que se ajusten a tu marca y empieza a darle sentido a través de redes, conciertos, etc.



¿Y ahora qué?


Las redes sociales y las tecnologías digitales innovadoras han dado lugar a una multitud de oportunidades para que los artistas interactúen con sus fans y creen una experiencia totalmente inmersiva que rompa por completo el concepto de anticuado de artista. Artistas como BTS y su equipo han conseguido romper la cuarta pared para crear un poderoso fandom que ha llevado el éxito de la banda a límites casi impensables.


En definitiva, una fórmula de branding basada en la brecha cada vez menor entre "el artista" y "el fan" es el camino a seguir en un mundo en el que las líneas entre lo virtual y lo real son cada vez más finas.


Comments


Consulta a Wolfie.gif
bottom of page